Strassnig M, Kotov R, Cornaccio D, Fochtmann L, Harvey PD, Bromet EJ. Bipolar Disorder. 2017 Jun 2. doi: 10.1111 / bdi.12505

Las enfermedades mentales, entre ellas el trastorno bipolar, se asocian a diferentes problemas de salud física. La obesidad constituye uno de los más relevantes. El sobrepeso se relaciona con diversos factores y puede modular, de alguna manera, el curso evolutivo a diversos niveles. En la literatura existen muchos datos, fundamentalmente transversales, en relación a la obesidad en el trastorno bipolar. Sin embargo, hay pocos estudios que analicen esta variable a lo largo del tiempo, sobre todo a largo plazo. En esta línea, Strassning y cols, acaban de publicar un artículo en Bipolar Disorder, una de las revistas más importantes en el campo del trastorno bipolar.

 

Los autores han analizado los datos de la cohorte del Proyecto de Salud Mental del Condado de Suffolk. Este proyecto recoge diversas variables de pacientes ingresados por psicosis entre septiembre de 1989 y diciembre de 1995 con un seguimiento posterior durante 20 años. La muestra está compuesta por pacientes con trastorno bipolar (n=87) y esquizofrenia (n=146). La metodología del estudio recoge diversos análisis a lo largo del tiempo, especialmente a nivel del índice de masa corporal (IMC).

 

Los autores recogen en el artículo todos los resultados del estudio. Durante los veinte años de seguimiento tras la primera hospitalización por psicosis, aproximadamente la mitad de los pacientes con trastorno bipolar y el 62% de los pacientes con esquizofrenia presentaban obesidad, con una mayor prevalencia de obesidad en la esquizofrenia para cada evaluación (todos P <0,02), excepto en los años 4 (P=0,12) y 20 (P=0,27). La tasa de obesidad encontrada en los pacientes bipolares y esquizofrénicos era considerablemente mayor que la tasa de obesidad de los adultos de la población del estado de Nueva York (27%). La mayor parte de los pacientes tenían un IMC normal en las dos primeras evaluaciones. El sobrepeso inicial fue un predictor de obesidad para ambos grupos de pacientes.

 

Este artículo resalta la relación entre la obesidad y el trastorno bipolar así como la posible identificación precoz en sujetos con tasas de sobrepeso inicial. Estos resultados avalan la necesidad de una intervención temprana, en estos pacientes, para prevenir las consecuencias a largo plazo de la morbilidad y la mortalidad relacionadas con la obesidad.